Georges de La Tour. El tramposo con el as de diamantes

La pintura de género, la que representa escenas cotidianas de la época conemporánea del pintor, aunque existe de forma esporádica en el Renacimiento y a finales de la Edad Media, tendrá su gran expansión y época dorada en el período barroco. Es un tipo de pintura que ya no dejará de realizarse posteriormente. Sin embargo, las escenas de género no estaban consideradas en el mejor lugar de la jerarquía de los géneros y eran despreciadas por los pintores que realizaban pintura de historia.

Se puede decir que el origen de estos temas está en la pintura nórdica, flamenca, más que en la italiana. En el barroco, está entre otros, en las obras que realizaba un pintor holandés que desarrolló parte de su carrera en Roma, Pieter van Laer. Caravaggio, que era lombardo, de Milán, estaba más en contacto con este género de pintura que los pintores romanos, y también en los inicios de su carrera realizó escenas de género.

Georges de La Tour, es uno de los pintores que siguieron el camino del claroscuro que abrió Caravaggio. Gran parte de su obra se perdió en el incendio de Lunéville. Tiene pintura religiosa que muchas veces parece pintura de género.

La serie Palettes analiza esta obra que está en el Museo del Louvre. No son simplemente tres tramposos que van a desplumar a un pardillo jugando a las cartas. Como siempre en el barroco, las cosas no son lo que parecen.

El tahúr
El tramposo con el as de diamantes

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s